El Ministerio Público busca establecer presuntas irregularidades de Mendoza Agudelo en el manejo de los recursos públicos asignados a la misión diplomática destacada en Ginebra (Suiza) ante la ONU, en las vigencias 2018, 2019 y 2020.

“Al parecer, Mendoza Agudelo adquirió con dineros oficiales lujosos bienes muebles para su residencia y aparentemente pagó con recursos del Estado costosas cuentas en actos no oficiales”, informó la Procuraduría en un comunicado.

El ente de control también investiga si la embajadora incurrió en una presunta falsedad de documento público y privado, “así como en una posible evasión de impuestos, al supuestamente comprar con dineros públicos una camioneta BMW para uso personal y no para el servicio diplomático como se habría dicho”, agrega el despacho oficial.

Otra cosa que investiga la Procuraduría es si Mendoza Agudelo habría presentado ante el gobierno suizo “facturas de gastos de representación como si fueran vales de compras personales, teniendo en cuenta que los diplomáticos extranjeros tienen derecho a solicitar la devolución de sus impuestos una vez al año”.

El organismo de control busca “verificar la ocurrencia de los hechos, determinar si son constitutivos de falta disciplinaria y establecer si se ha actuado al amparo de una causal de exclusión de responsabilidad”, dijo y recordó que Mendoza Agudelo podrá solicitar ser escuchada en versión libre.

Mendoza Agudelo ya dejó ese cargo, en el que la remplazará la exministra Alicia Arango, pero, de acuerdo con la periodista Darcy Quinn, de Caracol Radio, “lo grave es que ella [Mendoza Agudelo] sigue en el servicio diplomático. Creo que la mandaron a Islandia una vez salió de Ginebra. Pero sigue en el servicio diplomático a pesar de la investigación de los malos manejos de los dineros públicos”.