La columnista de Semana considera que Ángela María Orozco, antigua asesora de Grupo Aval, no cuenta con la suficiente legitimidad para continuar en el cargo.

La razón es que la ministra intentó favorecer a los bancos con un billonario acuerdo que se fraguaba a espaldas de los colombianos y que se derrumbó a pocos días de que un Tribunal de Arbitramento determinara la cuantía real que el Estado debía pagar a los acreedores del proyecto Ruta del Sol 2.

Mientras la ministra Orozco hacía cuentas de 1,9 billones de pesos que, según ella, debían pasar de las arcas del Estado a las cuentas de 7 bancos por cuenta de las obras ejecutadas por el consorcio Odebrecht-Corficolombiana, los árbitros determinaron que esa suma debía ser apenas de 211.000 millones de pesos, recordó Duzán.

“El laudo arbitral demostró que la ministra analizó el caso de forma sesgada”, apuntó la columnista de Semana antes de sugerir que la funcionaria valoró el asunto de una forma desproporcionada y que además se salvó de incurrir en un detrimento patrimonial de más de un billón de pesos.

Y, al igual que el senador Robledo, que también exigió la renuncia de la ministra, la periodista destacó que Orozco ha debido declararse inhabilitada –aunque no fue así– para mediar en este caso porque aceptó “que fue asesora de uno de los bancos del grupo Sarmiento”.

“Este episodio deja a la ministra sin legitimidad para llevar las riendas de un ministerio que tiene que afrontar problemas como el de la caída del puente de Chirajara, los derrumbes a la vía al Llano y otros en los que, como constructor o banquero, se encuentran involucrados Sarmiento y sus empresas”, expresó Duzán en el semanario.