El taxista, en entrevista con La W, agregó que cuando grabó el video, en donde usó frases denigrantes contras las conductoras de Uber, “estaba agarrado con alguien en el directo […] me estaba tratando mal”.

Contreras dio a entender que perdió el control en el momento en que hizo sus declaraciones: “Hay que decirlo: yo no pienso para hablar, yo llego y hago las cosas más con el corazón y con odio, porque [Uber] nos ha llevado a la ruina”.

Cuando le preguntaron si las mujeres están para lavar y planchar, dijo que no, y que lo único que hizo con sus declaraciones “fue poner un ejemplo hipotético, [con trabajos] donde también les pagan, en vez de estar trabajando con una plataforma ilegal”.

El taxista negó que sus palabras fueran machistas, pero dijo que el tono de voz que usó sí lo fue. “Si yo lo hubiera dicho en otra forma, no se hubiera escuchado así […] por eso estoy pidiendo disculpas públicas”.

Sin embargo, insistió: “a mí no me parece nada deshonroso” hacer labores como lavar o planchar.

Vale la pena mencionar que el líder taxista Hugo Ospina dijo en Semana que Contreras “anda mal de la cabeza” y que “está en psiquiatría”, por lo que cree que él “no estaba muy cuerdo en las declaraciones”.

Este fue el momento en que Contreras se justificó (minuto 3:45):