Mediante la Resolución 024 del 26 de febrero de 2019, el presidente de Colombia, Iván Duque, “negó el recurso de reposición interpuesto por la defensa del ciudadano venezolano, capturado por autoridades colombianas en la ciudad de Medellín, en junio de 2018”, informó la Presidencia en un comunicado.

Santisteban Gómez es solicitado mediante acusación para que comparezca ante la justicia de EE. UU. por dos cargos: primero, concierto para poseer cocaína mientras se encontraba a bordo de una embarcación sujeta a la jurisdicción ese país y, segundo, concierto para distribuir cinco kilogramos o más de cocaína en territorio estadounidense.

La resolución firmada por Duque indica que Santisteban Gómez “no se encuentra requerido por autoridad judicial colombiana” y que su captura obedeció únicamente a los fines de trámite de extradición a EE. UU.

El artículo continúa abajo

Santisteban Gómez es señalado por las autoridades como una de las fichas clave del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y por eso su testimonio resulta importante para el Departamento Antidrogas de EE. UU. (DEA, por su sigla en inglés), que buscaría revelar los nexos del Gobierno del país caribeño con el narcotráfico, según El Tiempo.

Sin embargo, en la resolución ejecutiva firmada por Duque no se mencionan esos presuntos nexos.

Por su parte, Blu Radio señaló que Santisteban Gómez creó en 2017 las Autodefensas Unidas del Pacífico y tenía vínculos con carteles mexicanos y disidencias de la antigua guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.