Cerca de 50 personas armaron una fiesta pese a la medida de ley seca que rige este fin de semana en la capital del Atlántico para evitar aglomeraciones por la celebración del Día del Padre; en esta, las autoridades encontraron armas, municiones y drogas, informó El Heraldo.

En el operativo, que tuvo lugar en la madrugada de este domingo, fueron capturadas 30 personas, entre las que se encontraban siete menores de edad, gracias a que también tuvo la participación del helicóptero ‘Halcón’ de la Policía, destacó el diario.

“Encontramos entre 50 y 60 personas, algunas lograron huir”, indicó en el medio Ricardo Alarcón, comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, quien agregó que lograron tener conocimiento de la multitudinaria fiesta gracias a las denuncias de la comunidad de Malambo.

El uniformado explicó en el medio que los capturados fueron dirigidos a los centros de convivencia y justicia; sin embargo, solo dos van a ser judicializados por los delitos de porte ilegal de armas y tráfico de estupefacientes. “Encontraromos varias dosis de tussi, marihuana, anfetaminas, tres armas de fuego y dos radioteléfonos”.

Alarcón comentó además que los jóvenes habrían sido citados a la fiesta ilegal a través de las redes sociales y fueron encontrados violando todas las medidas de bioseguridad establecidas por el Gobierno para evitar la propagación de la COVID-19, agregó el rotativo.