El caso se presentó, de acuerdo con Sincelejo Noticias, en el barrio Villa Esperanza, de Malambo, donde habitan los padres que quisieron hacerle un homenaje al laboratorio Pfizer.

Aunque los papás ya tenía pensando en poner ese curioso nombre a su bebé, la idea tomó fuerza cuando llegaron las primeras 50.000 dosis contra la COVID-19 a Colombia.

Los habitantes de Malambo (Atlántico) quedaron dichosos con la noticia del nombre del bebé, agregó el medio, y alista festejo para celebrar la vida de Pfizer, y la tan anhelada llegada de la vacuna.

La pareja, de acuerdo con Sincelejo Noticias, aseguró que cuando tenga otro hijo lo llamará AstraZeneca, como otro de los laboratorios con los que el Gobierno tiene acuerdos para adquirir la vacuna, pese a que el preparado no ha recibido autorización del Ivima.

No obstante, podría cambiar de opinión y más bien ponerle Sinovac, teniendo en cuenta que de esa compañía llegarán a Colombia 192.000 dosis este fin de semana.