De acuerdo con el diario local Ural Polit, el accidente se presentó exactamente en la estación Chkalovskaya del metro subterráneo de esa ciudad rusa.

Las cámaras de seguridad capturaron el momento preciso. Primero, se ve al niño distraído jugando en su celular y caminando desprevenidamente, hasta que llegó al borde de la plataforma y se cayó.

Al darse cuenta que no iba a poder subir por el mismo lugar por donde se desplomó a las vías del metro, porque era muy alto para él, corrió en búsqueda de un lugar que tuviera escaleras para volver rápidamente antes de que pasara el tren.

Afortunadamente, cómo se ve en el video, un empleado del metro se percató de la caída y corrió a socorrerlo. Le gritó y le estiró la mano para que se trepara, lo que logró con un poco de dificultad.

Algunos testigos explicaron que el menor de 9 años estaba “parado en el riel de contacto de 825 voltios”, por lo que pudo haber llegado a sufrir una descarga eléctrica, finaliza Ural Polit.

A continuación, el video del accidente: