La viróloga, que está al frente de un equipo de 300 científicos, aseguró recientemente en una entrevista con la BBC que sus hijos participaron en los ensayos clínicos de la vacuna, la cual es una de las más avanzadas en el mundo.

Gilbert, adicionalmente, señaló en el informativo que aceptó la ayuda de sus trillizos debido a que necesitaba una gran cantidad de voluntarios jóvenes para las últimas fases de las pruebas en humanos.

“Tenemos que inmunizar a personas sanas entre 18 y 55 años. Hemos usado este tipo de vacunas en varias ocasiones en el pasado, así que no esperamos sorpresas. Lo más importante es concentrarse en los ensayos y acelerar la producción”, agregó.

La cadena de noticias, de igual manera, indicó que los hijos de la reconocida viróloga británica tienen 21 años de edad y también son apasionados por la ciencia, ya que actualmente estudian bioquímica.

Aunque enfatizó que todavía falta camino por recorrer, Gilbert afirmó en la BBC que los voluntarios –incluidos sus primogénitos– mostraron una respuesta inmune fuerte, desarrollando anticuerpos que neutralizaron la enfermedad infecciosa.

La vacuna, elaborada de manera conjunta con la compañía farmacéutica AstraZeneca, está siendo probada en varios países del mundo, como Brasil, Sudáfrica e India, y estaría lista antes de que finalice el año.