“Queda una sola opción para llevar ayuda al pueblo de Venezuela, y es algo de lo que nadie quiere hablar. Se está haciendo claro que tendremos que considerar el uso de los activos militares estadounidenses para llevar ayuda“, dijo Scott en un discurso en Washington.

“Si los embargos y bloqueos pueden ayudar, debemos considerarlos. Y si la fuerza militar de Estados Unidos y nuestros aliados en la región es necesaria para librarnos del flagelo de Maduro y sus matones, entonces no podemos descartarla“, añadió.

Este mismo jueves, Venezuela anunció que espera la llegada de nuevas misiones militares rusas, luego del arribo en marzo de dos aviones rusos con 99 militares y 35 toneladas de material, según varios medios.

Nuestros adversarios se cuestionarán nuestras intenciones y nuestra determinación. En resumen: no piensan que hablamos en serio”.

El senador, que criticó el aumento de la influencia de Cuba, China y Rusia, recordó que en febrero pasado la ayuda humanitaria gestionada por Guaidó fue bloqueada en las fronteras con Colombia y Brasil.

“Si el pueblo venezolano, a través de su Asamblea Nacional electa y sus propias leyes y Constitución, solicita asistencia para restaurar el gobierno constitucional y la democracia, deberíamos estar listos para responder a ese llamado“, indicó el republicano.

“Desafortunadamente, el régimen de Maduro aún no está desarticulado y puede obtener miles de millones de dólares saqueados por el pueblo venezolano“, se lamentó.