En un video captado por la cámara corporal de uno de los uniformados se escucha cuando los agentes le gritan al joven que nade hacia la orilla. En cierto momento de la grabación, cuando Johnny ya llevaba varios segundos ahogándose, uno de los policías se ríe y otro dice: “Lo está haciendo a propósito”.

Uno de los uniformados de la policía de Estados Unidos también convenció al otro de no entrar al lago para ir por el joven. “No entres allí, te va a arrastrar con él”, le dijo el policía.

Destiny Baldwin, primo de la víctima, expresó en ABC News su indignación por lo sucedido y manifestó que no entiende cómo los agentes dejaron que Johnny muriera ahogado:

“Es parte de tu trabajo proteger y servir a la comunidad, pero acá fue algo como: ‘¿Conozco a esta persona? ¿Está armado? Lo está fingiendo’. Estas son cosas que un policía de turno no debería preguntar”.

Richard Lewis, jefe de policía de Winchester, también fue entrevistado por la cadena de noticias: aseguró que uno de los uniformados no sabía nadar y que si bien el otro quiso lanzarse, al final desistió porque ninguno de ellos llevaba el equipo adecuado.

“No estamos capacitados en rescate acuático, no poseemos el equipo para hacer eso. Debes tener un dispositivo de flotación con el que te puedan rescatar si algo sucede”, añadió Lewis.

El jefe de policía también aseguró que era muy peligroso que sus hombres entraran al agua porque estaba oscuro, la zona estaba cubierta de vegetación y no se sabía que tan profundo era el lago.

Asimismo, según su testimonio al medio, en ese momento el equipo de buceo de la policía ya iba en camino al lugar para rescatar al joven.

A continuación puede ver las imágenes de lo sucedido: