“Son 124 el número de intervenidos esta tarde por la @PoliciaPeru en el Hotel Rojo de Punta Negra (sur de Lima). 80 varones y 44 mujeres, de nacionalidad venezolana, colombiana y peruana“, señaló el ministerio del Interior a través de su cuenta Twitter.

A los detenidos se “les encontró armamento de largo alcance, pistolas y revólveres, se les incautó computadores, autos, radios, munición y droga“, añadió, sin dar más detalles.

Por su parte, la policía se felicitó por dar “un duro golpe a la delincuencia (…) al desarticular una presunta organización criminal autodenominada ‘Los Venecos’ integrada por peruanos y venezolanos“, según un comunicado.

De los hombres capturados, 73 son ciudadanos venezolanos, y en relación a las mujeres 41 de ellas son venezolanas y tres colombianas; el resto son peruanos, agregó la nota.

El operativo realizado en el balneario de Punta Negra, en el distrito del mismo nombre, se ejecutó tras varios meses de trabajo de inteligencia, informó la policía a la televisión.

El ministerio informó en Twitter que el Hotel Rojo de Punta Negra era utilizado como un “búnker” donde los delincuentes planeaban asaltos, secuestros y sicariatos y que previamente a la intervención policial se habría realizado una fiesta.

La policía continúa con las investigaciones e interrogaciones de los detenidos. “No se descarta que se allanen en las próximas horas otros hoteles del balneario” informó la policía a la prensa.

De acuerdo con el diario La República, el Hotel Rojo estaba cerrado al público y solo atendía a la banda de delincuentes. Este hecho que llamó la atención de los vecinos de la zona, quienes denunciaron ante las autoridades “la presencia de extraños que llegaban en motos y vehículos”.

Durante el operativo, los oficiales de policía barrieron todo el hotel, hasta el quinto piso, donde algunos delincuentes intentaron utilizar las armas para impedir ser capturados, e incluso uno de ellos quiso escaparse por una ventana de la segunda planta, añade el mismo diario.