La Policía de Utrecht publicó una foto del asesino en su cuenta de Twitter y pidió a todos los ciudadanos que se alejen en caso de verlo, y de inmediato, llamar a las respectivas autoridades.

El autor del tiroteo se encuentra en paradero desconocido, después de huir posiblemente en un coche Renault Clío de color rojo, buscado a estas horas por las autoridades holandesas.

La Policía ha llevado a cabo varios registros en casas cercanas al lugar del incidente, con sospechas de que el atacante estuviera atrincherado ahí.

Por su parte, el diario local De Teleegram, indica que la policía de Utrecht y la unidad antiterrorista DSI se están preparando para hacer una redada en una casa en el barrio Trumanlaan, cerca de la plaza 24 de Octubre, donde una personas murió y otras 9 quedaron heridas, luego del tiroteo.

Según describe ese medio, la casa es de varios pisos y sus reporteros tienen a la vista a los policías, que discuten la posible redada.

Las autoridades han reforzado la seguridad en la zona del Parlamento en La Haya y han solicitado a las escuelas de Utrecht (centro de Holanda) que mantengan las puertas cerradas.

Los agentes confirmaron rápidamente la existencia al menos de un atacante, un hombre que sacó un arma y comenzó a disparar de forma aleatoria y continuada contra la gente que posteriormente se dio a la fuga, aunque varios testigos hablaban desde el principio de que había más de una persona involucrada en el tiroteo.

Bernhard Jens, portavoz de la policía de Utrecht, afirmó que según varios testigos “el autor de los disparos huyó en un coche”.

Según la información disponible, uno de los tiroteos fue contra viajeros de un tranvía pero las autoridades aún no han aclarado si ese atacante estaba dentro o fuera del tranvía y desde dónde disparó.