La pareja, sin duda gran aficionada al fútbol, quería llamar a su hijo así en honor a los dos jugadores de Francia, campeona del mundo, pero tendrán que ponerle otro, informó este sábado la municipalidad.

El niño tiene cinco meses de nacido, precisó a la AFP la oficina del alcalde.

Según la radio local France Bleu Limousin, que reveló la información, el niño se llamará finalmente Dany Noé.

Un responsable del registro civil de la ciudad acudió al fiscal de la República cuando los padres vinieron a declarar a su vástago en la municipalidad, al considerar que estos nombres podían ser “contrarios al interés del niño”.

Según el diario La Montagne, los nombres Griezmann Mbappé han sido suprimidos de los registros del estado civil pero seguirán inscritos, como lo prevé la ley en caso de decisión de la justicia, al margen de la partida de nacimiento del niño.