Con 213.120 decesos, América Latina y el Caribe sobrepasaron el trágico saldo de 212.660 muertes por coronavirus hasta el momento de Europa, según un conteo de AFP basado en datos oficiales.

Además, Latinoamérica y el Caribe concentran la mayor cantidad de casos en el mundo, con un total de 5,3 millones, sobre 5 millones de Estados Unidos y Canadá.

Aunque se ensaña con el continente americano, donde Estados Unidos sigue siendo de lejos el país más afectado del mundo seguido por Brasil, la pandemia continúa sometiendo a distintos territorios en geografías distantes. 

India, el tercero en casos, anunció este viernes que llegó a los dos millones de infecciones, con 41.585 muertos de COVID-19. Las autoridades indias solo hacen el test a pacientes sintomáticos, por lo que los expertos estiman que estas cifras están subestimadas.

En el mundo, ya son más de 19,1 millones los casos declarados del nuevo coronavirus, entre ellos 715.908 decesos, desde que el virus se reportó por primera vez en China a fines del año pasado, de acuerdo con el conteo de la AFP. 

La ola de muertes y casos ha tomado fuerza. En Brasil, expertos indican que el país podría duplicar hacia mediados de octubre su balance ya cercano a los 100.000 muertos. “Estamos con la conciencia tranquila”, dijo sin embargo el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, al comentar su papel frente a la pandemia.

En tanto, México, el segundo país con más contagios en la región, superó el jueves los 50.000 muertos, una cifra que perforó las previsiones del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, inmerso en una fuerte crisis económica y críticas al manejo de la pandemia.

No obstante, López Obrador lo relativizó: “En el concierto de las naciones afectadas por la pandemia nosotros no hemos sido tan golpeados”, dijo este viernes.

El coronavirus también continúa su avance en Perú, que superó el jueves los 450.000 casos, ubicándose tercero en Latinoamérica en contagios y en decesos. 

Por su lado, Cuba, que descomprimía sus medidas preventivas, volvió a aplicar restricciones tras registrar el mayor número de casos diarios en tres meses, con 54 nuevos contagios. 

Luego de haber llegado a cero el 19 de julio, hubo un repunte de infecciones desde que se inició el desconfinamiento. Para frenar el avance, el gobierno restringió la circulación de personas y el transporte público hasta las 11 de la noche en la capital, además de prohibir transportes entre La Habana y provincias vecinas, y limitar horarios de bares y restaurantes.

En Paraguay, uno de los países comparativamente menos afectados de Latinoamérica, preocupa la subida de contagios a casi medio centenar en la principal cárcel del país, entre reclusos y guardias. El brote en el penal de Tacumbú, que alberga a 2.600 presos, fue detectado hace diez días.

Las autoridades informaron además que el país registró por primera vez el jueves 5 fallecimientos en un día por coronavirus.

Mientras, las tensiones siguen en ascenso en Bolivia, donde las elecciones fueron postergadas para evitar la expansión del virus. Este viernes, el gobierno amenazó con un inminente uso de las fuerzas policiales y militares para terminar los cortes de rutas en 6 de los nueve departamentos del país, en el quinto día de protestas por el aplazamiento de los comicios a octubre, casi un año después de una polémica votación anulada por irregularidades.