Un video del canal NatGeo Wild muestra que cuando uno de los avispones se aventura dentro de una colonia, algunas abejas alcanzan a reaccionar y lo dominan segregando una feromona que alerta a las demás.

Así como el depredador visita las colonias buscando llamar a los demás para barrer con todo a su paso buscando las larvas, las víctimas pasan al ataque. Decenas de ellas le caen al avispón picándolo y mordiéndolo, pero también impidiéndole moverse y respirar, sofocándolo hasta morir.

No obstante, otra historia sería si el ataque es de varios avispones. De acuerdo con el mismo National Geographic, un grupo de 30 avispones juntos es capaz de someter una colmena entera de 30.000 abejas en unas horas. Todo dependería de la reacción coordinada de las abejas, que no son rivales si deben lidiar con varios ejemplares.

Este es el video que muestra la estrategia de las abejas ante el peligroso invasor: