El esqueleto hallado sería de Sumio Suenaga, quien tenía 66 años cuando desapareció en 2015, publica el diario Japan Today.

Según el relato de ese medio, el hombre vivía en una casa junto a 2 hermanos menores, que reportaron la “desaparición” hasta el 2016. Sin embargo, el pasado fin de semana, la hermana de Sumio decidió limpiar la habitación, en la que, al parecer, nadie había entrado en los últimos 5 años.

La mujer de 69 años encontró un cuerpo esqueletizado sin ropa. “Encontré algo que creo que son huesos humanos”, dijo a la policía, citada por el rotativo japonés.

Los uniformados que respondieron al llamado, afirmaron que se trataba de restos humanos y, aunque no pudieron determinar la edad ni el sexo del individuo, creen que podría tratarse del cuerpo de Sumio, detalla Japan Today.

Para ese diario, la situación es “sorprendente” y “desconcertante” porque los familiares de Sumio Suenaga pasaron 5 años cerca del cadáver de su hermano en una casa que no es grande.

La hermana del “desaparecido” le dijo a las autoridades que un día Sumio salió de su casa y que nunca volvió, ni supo nada de él. Pero, al parecer, la respuesta siempre estuvo muy cerca.