La policía de esa ciudad africana identificó a la víctima como Hamdi Mohamed Farah, una recién graduada de secundaria de 19 años, publica Somali Affairs.

De acuerdo con las pericias de los investigadores, la víctima fue invitada al lugar por un hombre al que consideraba amigo. La joven salió de su casa en horas de la tarde de aquel día y nunca regresó. Ese mismo día, las autoridades avisaron a los familiares del suceso, detalla ese medio.

La policía de Mogadiscio informó el lunes que capturó a 11 sospechos y que continuaban trabajado para identificar a unos cuantos más. Un par de días más tarde confirmaron el arresto de un joven de 24 años, identificado como Mohamed Ibrahim Osman, quien sería el principal implicado en la violación y posterior asesinato, indica el rotativo somalí.

Este crimen desató la ira de todo el país, en incluso llamó la atención desde el exterior, exigiendo que los perpetradores paguen por el homicidio de Hamdi Mohamed Farah.

“Estamos exigiendo al gobierno que lleve a cabo una investigación seria sobre este caso de violación. Hamdi y su familia necesitan justicia”, expresó Bashir Ahmed Salad, presidente del consejo religioso de Somalia, citado por Somali Affairs.

Michelle Bachelet, Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, mostró su preocupación por la situación de violencia y violaciones que se viven en Somalia.

La chilena dijo que está “alarmada” por “un aumento en los casos de violencia sexual contra mujeres, niñas y niños”, pero con muy pocas investigaciones y sentenciados, finaliza el mismo diario.