Con la cifra que el medio brinda, se puede calcular que esa fábrica comercializa un promedio de 255 millones de Chocoramos al año, aunque el portal mencionó que son 242 millones.

Si se tiene en cuenta el resultado del censo del Dane, según el cual Colombia tiene 45,5 millones de habitantes, se podría afirmar entonces que la producción da para que cada uno de los colombianos consuma entre 5,3 y 5,6 Chocorramos al año, un dato que parece quedarse corto en lo individual, pero que no deja de ser impresionante.

Esos astronómicos datos hacen pensar en otros sobre los cuales no hay precisión, pero que son indispensables a la hora de elaborar el apetecido producto. Resulta casi incalculable el número de huevos producidos en la finca de la empresa que después son mezclados con harina, leche, grasa vegetal, sal y azúcar.

El medio agregó que la elaboración de grandes cantidades de Chocoramo tarda 10 horas, sin embargo, no especificó el número exacto de unidades.

Posteriormente, la masa pasa por los moldes, luego son llevados a los hornos industriales durante una hora para pasar por un control de calidad y finalmente son bañados con la mezcla de chocolate, añadió KienyKe.

Esta marca, que es una de las más queridas en el país, fue creada por un hijo de Rafael Molano (fundador de la compañía) quien tomaba las tajadas del también tradicional Ponqué Gala y las cubría con chocolate, expone Ramo en su página oficial.

Desde entonces, los colombianos han disfrutado de uno de los productos tradicionales del país que marcó historia.

“Un delicioso e irresistible ponqué con la combinación perfecta entre ponqué y chocolate que desde su llegada conquistó el paladar y el corazón de los colombianos”, resalta Ramo.