Una investigación de Motherboard y PCMag reveló que los antivirus de Avast y AVG (ambos del mismo grupo) realizan un seguimiento exhaustivo alrededor de la actividad de sus usuarios en Internet y luego venden esos datos “anonimizados” a empresas como Google, Microsoft, PepsiCo, Yelp, Home Depot, Expedia, Intuit, Keurig, Condé Nast, Sephora, Loreal y McKinsey, informó Gizmodo.

Los datos vendidos “incluyen búsquedas en Google, búsquedas de ubicaciones y coordenadas GPS en Google Maps, páginas de empresas, búsquedas en LinkedIn y vídeos específicos de YouTube, además de información de sitios web porno que la gente visita”. Según Motherboard, “es posible determinar a partir de los datos recopilados en qué fecha y a qué hora visitó YouPorn y PornHub el usuario anónimo, y en algunos casos qué término de búsqueda ingresó y qué video específico vio”.

Según la denuncia, Avast recopila esos datos y luego los envía a Jumpshot, el cual organiza la información y la vende a terceros, a veces incluso por millones de dólares. Uno de los paquetes es “All Click Feed”, una base de datos, que según la propia Jumpshot detalla, “cada búsqueda, cada clic, cada compra en cada sitio web” de los usuarios de Avast.

Avast tiene cerca de 435 millones de usuarios activos al mes, pero Jumpshot solo tiene datos de 100 millones de dispositivos, debido a que los usuarios del antivirus deben aceptar el intercambio en primer lugar. Es un paso principal en la instalación, pero muchos usuarios desconocen que esos datos se están vendiendo.

La compañía insiste en que son datos anónimos y no pueden asociarse a usuarios individuales. Sin embargo varios estudios demuestran que es posible desanonimizarlos.

La firma de marketing Omnicom Media Group dijo a Motherboard y a PCMag que había pagado $2.075.000 por el mencionado  ‘All Click Feed´ de Jumpshot en el 2019.