Los vándalos habían estado en la vía Troncal del Caribe, en esa población, protestando por las fallas en el fluido eléctrico, informó el portal Hoy Diario del Magdalena. 

Después se trasladaron hasta el centro, donde bloquearon algunas calles y fueron dispersados en un enfrentamiento con la Policía, añadió ese medio.

En medio de la confrontación aprovecharon para meterse al local de calzado que fue saqueado y destrozado, indicó el portal regional. 

El propietario del lugar fue notificado por las autoridades en horas de la madrugada y posteriormente expresó su aflicción por el terrible acontecimiento.  

Es triste que sea el comercio el que pague cuando la comunidad no tiene luz, agua o cualquier servicio público, sobre todo cuando tenemos una dura carga laboral en medio de la cuarentena”, manifestó Cristian Newman, dueño del negocio, en declaraciones recogidas por El Heraldo.