Según el general Hoover Penilla, comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, los responsables del atentado no son animalistas, pero que quienes hicieron el acto delictivo sí tuvieron en cuenta el dispositivo de seguridad que se realizó para el evento taurino y así afectar principalmente a los uniformados que estaban en el lugar.

“Ya tenemos algunas evidencias sobre la persona que pudo haber dejado el elemento en el sitio donde fue detonado, estamos con policía judicial haciendo verificaciones en Bogotá y otras ciudades del país”, afirmó el oficial, registra Caracol Radio.

Basados principalmente en la cantidad de explosivo utilizado, dos kilos aproximadamente, las consideraciones preliminares establecen que Eln podría estar detrás del hecho.

La policía dispuso de un equipo especial para reforzar las investigaciones que se adelantan, con el fin de esclarecer lo más pronto posible los responsables.

Como consecuencia del atentado que sucedió al mediodía en la capital este domingo 19 de febrero, 24 policías y 2 civiles quedaron heridos, y seis uniformados tienen heridas complejas.