En las imágenes —compartidas por la Gobernadora del departamento, Elsa Noguera— se aprecia la masiva ceremonia fúnebre, en la que los asistentes aplauden, alzan el féretro y lo golpean con sus puños, mientras se amontonan sin guardar las más mínimas medidas de bioseguridad.

Todo lo anterior lo hicieron familiares, mototaxistas y vendedores ambulantes, amigos de Jhoan José Cervantes Arcia (de 26 años), quién murió ahogado el pasado sábado en una zona rural de ese municipio, según Zona Cero.

Pese a que el alcalde, Gregorio de Jesús Brito, les había entregado unos mercados a los familiares de la víctima y les suplicó que no asistieran ni convocaran personas al sepelio, estos hicieron caso omiso y caminaron por las calles de Candelaria en manada, añadió a ese portal:

“Les pedí que no concentraran personas y le dijeran a los allegados que se quedaran en sus casas”.

Además, sobre la situación, Noguera publicó el video en Twitter y junto a él, escribió:

“Lamentamos la muerte de un joven en Candelaria. Todos queremos despedir a nuestros seres queridos, pero si no actuamos con seriedad, este será un ataúd entre muchos. La mejor forma de honrar a los que se van es cuidando la vida de los que se quedan. ¡Esto es en serio!”.

Hasta el momento, en el municipio no se ha confirmado ningún caso por COVID-19; sin embargo, los habitantes amanecieron tensionados por el hecho.

A continuación, la grabación publicada por la Gobernadora en la red social: