“Tengo heridas en las manos, en el cuello, en los brazos”, dijo la mujer en Noticias Uno, donde se mostró sorprendida ahora que se quitó las vendas que cubrían las zonas donde recibió los cortes con el arma blanca y pudo ver las secuelas físicas que le dejó el ataque por el que a su exnovio le formularon cargos, por feminicidio agravado en grado de tentativa y violencia intrafamiliar, los cuales él no aceptó.

“Si él no hubiera querido que yo muriera, ¿por qué no se quedó prestándome primeros auxilios”, agregó Ferro en el noticiero, donde recordó que en el ataque recibió “siete golpes muy fuertes” en la cabeza.

En el informativo, la mujer agredida se refirió una vez más a la personalidad de Miguel Parra, de quien ya había dicho que la celaba hasta con su propio hijo, y quien , según la juez del caso, tenía hackeadas las redes sociales de Ángela cuando eran pareja.

“Yo pensé que yo podía manejar el tema con Miguel. Yo le decía a mis amigos: ‘yo lo puedo controlar, él es bravo pero yo creo que yo puedo lidiar con eso’”, señaló en el medio de comunicación sobre los “accesos de ira” que, según Noticias Uno, la mujer descubrió en su novio durante los 8 meses que duró la relación, que inició en Tinder.

En el mismo noticiero, Ángela Ferro recordó la valiente reacción de su hijo ante la brutal agresión, y que el menor, de solo 12 años de edad, no solo dio aviso oportuno a amigos, familiares y hasta a la Policía sobre lo que estaba sucediendo, sino que también “cogió una vendita con la que se cierran las ventanas y me la puso alrededor de la cabeza para evitar que se me saliera la sangre”.

Miguel Parra, quien luego de la agresión hizo algunos cambios en su apariencia física, fue enviado a la cárcel el pasado 28 de octubre pues la juez del caso lo consideró “un peligro para la víctima, para la sociedad y para el proceso penal”.

A continuación, el video de Noticias Uno con las recientes declaraciones de Ángela Ferro:

Ángela Ferro desmintió al abogado de Miguel Parra

Sobre el proceso judicial que se ha adelantado desde la captura de Parra, el pasado 27 de octubre, Ferro lamentó, en entrevista con El Tiempo, que el abogado de su exnovio, según ella, haya intentado dejar su imagen “por el piso” con los argumentos que ha usado durante la defensa.

“Dijeron que yo tenía un amante, que había agredido a mi hijo, que sabía el sitio de residencia del papá donde estaba Miguel. Todo es falso […] También dijeron que yo había puesto la denuncia 3 horas después del ataque y que por eso no debió haber sido grave. Yo digo, Dios, a mí me hirió la cabeza pero no me cortó la lengua”, manifestó en el diario bogotano.