Buitrago, quien conducía el pequeño camión que embistió al ciclista José Antonio Duarte, quedó vinculado al proceso por homicidio culposo, pero enfrentará el juicio en libertad, informó Noticias Caracol. 

Ese medio detalló que la libertad de Buitrago se estableció después de que la Fiscalía retirara la solicitud de medida de aseguramiento en contra del individuo, quien quedó grabado en video durante el accidente en el que embistió a Duarte y lo hizo caer al vacío (una caída de 12 metros que acabó con la vida del ciclista).

“La Fiscalía consideró que este sujeto, pese a que se escapó del lugar de los hechos una vez le causó la muerte a don José Duarte, no representa un peligro para la sociedad”, indicó Saúl León, abogado de la víctima, en diálogo con ese informativo. 

El jurista añadió, en ese noticiero, que en los casi dos meses del proceso en contra del conductor del pequeño camión el único avance ha sido que la Fiscalía imputó el delito de homicidio culposo. Sin embargo, para el letrado, esto se pudo haber hecho desde el primer día en que se conocieron los hechos en los que murió el ciclista y se capturó a Buitrago. 

León dijo en ese medio que este tipo de actuación de la Fiscalía lleva a que se sigan cometiendo actos “de impunidad” e hizo referencia al reciente episodio en el que el conductor de una camioneta atropelló a 3 ciclistas en La Ceja, Antioquia, y posteriormente se escapó.   

Pese a que el sujeto no fue enviado a la cárcel, sí seguirá vinculado al proceso judicial por lo ocurrido en Cundinamarca, concluyó Noticias Caracol. 

La pena a la que se podría enfrentar Buitrago 

El código penal indica que las personas procesadas por homicidio culposo se exponen a una pena de entre 32 y 108 meses de prisión, es decir, entre dos años y ocho meses y nueve años. 

Según se supo el pasado 14 de octubre, el conductor no es el dueño del furgón que atropelló a don José Antonio. Ese día se conoció que los propietarios del camión temían por su seguridad ya que no sabían qué podía suceder cuando les entregaran el vehículo, que después del accidente fue inmovilizado y llevado a los patios.