El Gobierno ha sido generoso al “tenderle la mano al pueblo venezolano, pero también, pueden estar seguros, que no dudaremos en endurecer esa mano y castigar con todo el rigor, en materia migratoria, a quienes vengan a delinquir”, dijo Krüger, citado en un comunicado de su despacho.

Los 3 venezolanos expulsados, según Migración Colombia, hacían parte de la banda los ‘Spiderman’, que delinquía en los autobuses de Transmilenio, el sistema de transporte masivo de Bogotá.

“Quienes justifican que tienen que robar por necesidad, pueden estar seguros que no serán bienvenidos en Colombia, ni en ningún otro país de la región”, puntualizó.