De acuerdo con la periodista Darcy Quinn, el general William René Salamanca, inspector general de la Policía, puso en conocimiento del director de ese cuerpo armado, general Óscar Atehortúa, varias anomalías que ha encontrado en el marco de sus funciones.

Entre esas irregularidades, según Quinn, hay casos de corrupción en la construcción de casas en la Escuela Internacional del Uso de la Fuerza Policial Para la Paz (Cenop) en el Tolima, “por 18.000 millones de pesos”, dijo la periodista.

Pero eso no ha sido todo, ni lo más grave. Quinn también dijo que “han bajado las incautaciones de droga por parte de la Policía, y de eso se ha dado cuenta la inspección”, al punto de que esa inspección “se tomó” la dirección de Antinarcóticos.

La periodista denunció, además, sin dar a conocer el origen de la información que difundió, que hay “policías involucrados en narcotráfico que no pasaron por pruebas de polígrafo”, pero siguen en la institución.

“Unos han ayudado a pasar mulas del narcotráfico”, agregó la periodista, pintando un panorama gravísimo en la Policía Nacional.

Como respuesta a las denuncias del general Salamanca, el general Atehortúa lo envió a vacaciones forzosas por un año, dijo Quinn, con lo cual lo aparta de las pesquisas que está adelantando.

Para Atehortúa, según Quinn, Salamanca “le está montando una inteligencia operativa paralela”.

Como si esto fuera poco, la periodista también sostuvo que este lunes, día de ascensos en la Policía, “le van a meter un gol a [el presidente Iván] Duque”.

Quinn aseguró que como el subdirector de la Policía, general Gustavo Alberto Moreno Maldonado, pidió la baja por razones de salud, “la jugada es que suba el general Vargas y por antigüedad sacan a Salamanca. Ahí mueren todas las investigaciones que están haciendo”.

También dijo que de la situación están enterados el Ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, y el procurador Fernando Carrillo.