La Fiscalía General de la Nación comunicó que los abusos sexuales contra los menores, por las que se capturaron a los 12 hombres, se cometieron Pasto, Ipiales, Cuaspud Carlosama, Tumaco, Iles, Tambo y Barbacoas.

En el operativo cayó un sacerdote que, de acuerdo con la entidad, es acusado de abusar de una niña de 12 años que “tendría contacto cercano con el investigado”.

Asimismo, un padre de familia fue acusado de violar a su propia hija de 14 años, abusos que, dice la entidad, se habrían dado durante tres años.

Las autoridades también detuvieron al vigilante de un colegio que presuntamente abusó de una alumna del plantel, de 16 años, que se necesitaba la red de internet de la institución para hacer las tareas.

Estos casos se suman al de un hombre señalado de hacer “tocamientos indebidos” a una víctima de siete que años que vivía al lado, y al de otro sujeto que habría engañado a una menor de 15 años, ofreciéndole trabajo doméstico; posteriormente, indica la Fiscalía, presuntamente “la sometió a vejamenes” por los que ella quedó embarazada.

Los 12 detenidos fueron enviados a cárceles de Nariño.