El alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo, confirmó que la ciudad tendrá toque de queda durante todo el segundo día sin IVA (el próximo viernes 3 de julio). Esa medida significa que la única forma en la que los barranquilleros podrán hacer compras en esa jornada de descuentos es usando canales digitales.

El mandatario costeño agregó que las personas que son empleados de establecimientos comerciales podrán ir a sus lugares de trabajo, pero solo para despachar las órdenes o domicilios que hayan solicitado los clientes a través de las plataformas virtuales.

De esta manera, Barranquilla se distanció de la postura que tomó el Gobierno Nacional respecto a las críticas que recibió por los desórdenes que se presentaron en varias ciudades del país durante el primer día sin IVA. Más allá de que muchas voces de la opinión pública le pidieron al presidente Iván Duque que en los próximos días sin IVA solo se permitieran compras virtuales, el mandatario no decidió atender esa solicitud.

Barranquilla está atravesando días críticos por cuenta de la alta velocidad con la que se está propagando el coronavirus entre sus ciudadanos. La capital del Atlántico es la segunda ciudad del país con más infectados, llegando a 10.940 este viernes, luego de que el Ministerio de Salud confirmara 891 nuevos casos en las últimas 24 horas.

La crisis en esa ciudad se extiende a todo el departamento del Atlántico. Esa región suma en total 20.246 casos de COVID-19 y este viernes registró un lamentable récord de 1.653 nuevos contagiados en las últimas 24 horas.

Es por eso que la alcaldía de Barranquilla también anunció que a partir de ahora hasta el próximo 15 de julio la ciudad tendrá toque de queda todas las noches, al igual que ley seca.