Y es que las imágenes que dieron cuenta de la paliza que Paulo Sergio Samudio le dio a su expareja por no querer irse con él son desoladoras. No solo la estrelló contra el suelo en repetidas oportunidades, sino que también le dio varios puños y la pateó hasta dejarla inconsciente.

De acuerdo con el comisario Adalberto Agüero, que habló con la cadena paraguaya Universo 970 AM, Samudio tenía serios antecedentes penales acordes a su comportamiento cuando agredió a su expareja Carolina Díaz.

“Este hombre tenía una orden de captura por intento de homicidio y por violencia familiar. Estaba prófugo, escondido en el interior de una vivienda familiar en la ciudad de Limpio”.

El brutal ataque ocurrió en la ciudad de Mariano Roque Alonso, apunta el diario La Nación. De acuerdo con el testimonio del comisario Agüero, el criminal huyó a la localidad vecina. Ambas poblaciones son bastante cercanas a la capital, Asunción.

Testimonio de la familia de la mujer agredida en Paraguay

Juan Ramón Díaz, hermano de la víctima, le dijo al diario paraguayo que Samudio habría estado siguiendo a su expareja y aprovechó para atacarla cuando ella se bajó del bus al llegar a su lugar de trabajo.

De hecho, sus compañeros fueron los primeros en ayudarla, para luego enviarla a un hospital a donde llegó con fractura de cráneo y varios dientes rotos.

Díaz relató, además, que Samudio incluso intentó matar a su propio hermano. Los familiares de la mujer piden que el caso no quede impune y que el agresor pague las consecuencias por el brutal acto de violencia contra las mujeres.