La pequeña estaba acompañada por su abuela, de 57 años de edad, que la vigilaba a unos metros de distancia, cuando el desquiciado hombre, que iba pasando por el lado de la bebé, le pegó un terrible patada que la tumbo fuertemente al piso, publica Daily Mail.

La abuela, sorprendida y furiosa por lo que acababa de ver, corrió hacia su nieta y luego trata de enfrentar al hombre, que se devolvió y algo le dijo, cómo se puede ver en el video que registraron las cámaras de seguridad del centro comercial.

Según explicó a un diario local, el sujeto la amenazó y por eso no siguió reclamándole y lo dejó ir. La familia de la menor pidió al Xingcheng que les dieran las imágenes para poder identificar al agresor, explica el rotativo inglés.

Afortunadamente, la bebé de un año no sufrió alguna lesión grave, más allá de los moretones que le dejó la patada y la fuerte caída al suelo.

La policía dijo, el pasado jueves, que gracias al video de las cámaras de seguridad logró identificar al hombre, pero que todavía no lo han arrestado, finaliza Daily Mail.

A continuación, la brutal agresión del chino a la menor de un año: