Los defensores de los derechos de los animales sacaron a la luz imágenes de estos mamíferos que los muestran con cánulas, más conocidas como “ojos de buey”,  en uno de sus costados, relató la agencia AFP.

Este instrumento permite a los técnicos introducir por medio de un agujero la mano, e incluso el brazo, en uno de los cuatro estómagos que tienen los rumiantes con el fin de optimizar y regular su alimentación. Aunque el video fue tomado en una finca experimental entre mayo y febrero de este año, al parecer esta actividad es implementada desde  hace décadas por la industria agroganadera.

De acuerdo con lavanguardia.com, en países como Suiza, Canadá y Estados Unidos también se llevan a cabo este mismo tipo de procedimientos, pero en centros de investigación especiales.  Sin embargo, la particularidad de la granja en la que se tomó el video es que hace parte de una empresa de alimentación animal cuyo dueño posee más de 26.000 propiedades de alimentos para animales.

Al respecto, afirma el mismo medio, el diario francés Le Monde publicó que son experimentos que dependen de una autorización de un comité ético que busca “reemplazar estas pruebas por métodos alternativos para el 2025”.

A continuación el video difundido por la Asociación L214 en su canal de Youtube, el cual ha sido emitido por  varios medios de comunicación en Francia.