Dichas conclusiones quedaron consignadas en un informe sobre la gastroenteritis aguda incluido en las guías de urgencias de esta clínica con sedes en Madrid y Pamplona, destaca El Nacional de Cataluña.

Hay que recordar que la gastroenteritis es una enfermedad que consiste en la inflamación del tracto gastrointestinal (estómago e intestino delgado), cuyos síntomas son diarrea, vómito, dolor abdominal y calambres, y es por lo general causada por un virus.

Dos de los médicos que armaron el informe dicen, citados por el diario Público, que “la forma de adquisición (de la gastroenteritis) suele ser por contagio de persona a persona o por ingesta de alimentos o agua contaminados”, y añaden que “una situación especial es la diarrea del viajero, que puede afectar a alrededor del 40 % de los turistas del mundo occidental que viajan a países en vías de desarrollo”. Hasta ahí, todo normal.

Pero lo que generó polémica fue que en el informe explican que otros aspectos que inciden en el contagio son los “hábitos sexuales”, especialmente la “promiscuidad y la homosexualidad” del paciente, lo que determinaría posibles casos de “proctitis e infecciones por Shigella, Salmonella, Campylobacter y gonorrea”, revela Público.

Después de la nota escrita por Público, el centro hospitalario negó que su manual de urgencias incluya la homosexualidad como factor que provoque gastroenteritis.