De acuerdo con el canal WFTV, afiliado a la cadena ABC, la policía del condado de Seminole, en la Florida, capturó a Wolfthal el pasado primero de diciembre, días después de que su esposo llevó al hospital a una de sus hijas con heridas en la boca y en la espalda.

En aquel momento, el hombre, identificado como Joseph Wolfthal, dijo a los médicos que las heridas de la pequeña de 8 años se habían producido por accidentes caseros, indica el mismo medio.

Pero, además de esas heridas y tras varios exámenes médicos, se descubrió que la niña tenía otras enfermedades que evidenciaban negligencia y maltrato de los padres con la menor.

La pequeña tenía neumonía, infección por estafilococos e insuficiencia hepática; además, presentaba signos de desnutrición, hematomas, una infección cutánea y heridas no sanadas. Todo esto motivó a la policía a abrir una investigación, detalla el canal estadounidense.

Luego, cuando otros policías fueron a la casa de los Wolfthal encontraron que los otros 2 hijos de la pareja, una niña de 11 y un niño de 9, mostraban “síntomas de malnutrición, moretones y falta de cuidado”, agrega WFTV.

También se dieron cuenta de que las puertas de los cuartos de los menores habían sido instaladas al revés, lo que quiere decir que los seguros estaban por fuera y así controlaban que estuvieran encerrados.

Los hermanos, que dieron su versión a las autoridades, dijeron que sus padres los encerraban por días e incluso semanas, dándoles muy poco alimento.

Sin embargo, el dato más macabro de la historia lo contó el varón de los hermanos, quien aseguró que el peor castigo que recibían ocurría por las noches cuando sus padres les echaban agua fría, mientras ellos estaban acostados sin poder moverse, señala el mismo medio.

Los Wolfthal fueron acusados formalmente de maltrato infantil agravado, negligencia infantil con gran daño corporal y detención ilegal. A Joseph le fijaron una fianza de 210.000 dólares, mientras que la mujer quedó detenida sin fianza.

Clavis, editorial que publicó el libro de Jennifer Wolfthal, titulado ‘A Real Friend’ (Un amigo verdadero), anunció a través de un comunicado que hará todo lo posible para que se deje de comercializar esa obra, finaliza WFTV.