Cuando Matthew Eledge y su esposo, Elliot Dougherty, le dijeron a la madre de Matthew, Cecile, que estaban planeando tener una familia, Cecile les propuso quedar embarazada, informó BuzzFedd.

Matthew, de 32 años, y Elliot, de 29, apreciaron el gesto; sin embargo, la pareja no estaba segura de la decisión: temían que la edad se convirtiera en una complicación durante el parto.

Por este motivo, los dos hombres llevaron a Cecile al médico para ver si  estaba en capacidad de alquilar su vientre y las pruebas fueron satisfactorias, debido al estilo de vida saludable que mantenía ella desde hace varios años, agregó el medio citado.

De esta manera, Cecile se convirtió en la madre biológica de su nieta Uma. Para el proceso utilizaron un óvulo de la hermana de Elliot y el esperma de Matthew.