De acuerdo con Us Weekly, el pequeño pidió a sus padres unos binoculares para ver pájaros y también un carro eléctrico, “que muchos de sus compañeros de colegio tienen”, dijo una fuente al medio.

Aunque aún no se sabe si recibió eso regalos, lo que sí pudo ver el mundo fueron las fotos que compartió el Palacio de Kensington, en donde George posó sonriente con la camiseta de fútbol de Inglaterra, en unas fotografías que fueron tomadas por su madre Kate, duquesa de Cambridge.

En dos de las imágenes se puede observar al tercero en la línea de sucesión de la corona jugando en los jardines del Palacio de Kensington, mientras la tercera instantánea muestra al príncipe en unas vacaciones familiares con un polo verde y pantalones cortos de rayas azules y blancas.

George Alexander Louis de Cambridge nació el 22 de julio de 2013 en el Hospital St. Mary’s, en el barrio londinense de Paddington, y su primera aparición pública fue en los escalones de este centro un día después, acunado en los brazos de sus padres, el príncipe William y Kate. 

Como bisnieto de la reina, es el tercero en la línea de sucesión por detrás de su abuelo Carlos, el príncipe de Gales, y de su padre William, duque de Cambridge. 

Según medios británicos, el príncipe George es aficionado al tenis y recientemente mantuvo un encuentro con su jugador favorito, Roger Federer, en la casa de los padres de la duquesa de Cambridge en Bucklebury, Berkshire. 

El tenista suizo dijo tras reunirse con él que era un chico “adorable” y que tenía una “buena” técnica. 

George y sus hermanos menores, la princesa Carlota y el príncipe Louis, disfrutan de la vida al aire libre, ya que la duquesa de Cambridge intenta que gocen de los beneficios para la salud de pasar tiempo en el exterior.

El príncipe completó el primer año en la escuela infantil de Thomas Battersea donde este septiembre comenzará su segundo y último año, antes de pasar a la Escuela Secundaria.