En entrevista con ‘La Red’, el imitador de Rafael Orozco recordó que debido a unos compromisos y, después, por la pandemia, no vio a su mamá durante 8 meses, por lo que mantenía la ilusión de hacerlo pronto.

Jorge Martínez agregó que tan pronto el Gobierno les permitió viajar a los colombianos, él se dirigió a Ibagué para ver a su pequeño hijo, con quien tampoco tuvo contacto físico durante varios meses.

El intérprete señaló en el programa que el pasado 11 de septiembre, durante el reencuentro con su hijo, recibió la llamada de un amigo que le informó que su mamá se había puesto muy mal de salud y que se la habían llevado al hospital.

De acuerdo con su relato, al hablar con el médico, él le informó que su “viejita” tuvo un paro cardiorrespiratorio y que no soportó la reanimación que le hicieron.

“De la alegría pasé a la tristeza”, manifestó el imitador de Rafael Orozco, cuya madre falleció a los 83 años.

Ante esa tragedia, Jorge viajó de inmediato a San Roque (Cesar) para darle el último adiós a su mamá, María del Pilar Fonseca Mejía.

“Gracias a Dios, ella no murió de ese virus que está azotando al mundo. Pudimos velarla, sepultarla, darle el ultimo adiós como ella se lo merecía”, concluyó el exparticipante de ‘Yo me llamo’.

Este es el testimonio completo de Jorge: