Más de 6 millones de dólares, un récord para una guitarra, pagó el empresario australiano Peter Freedman, fundador de Røde Microphones, quien estaba físicamente presente en la venta organizada en Beverly Hills, California, indicó Julien’s en un comunicado.

El comprador dijo que pretendía presentar el instrumento en varias ciudades del mundo, en exposiciones con fines caritativos en apoyo al mundo del espectáculo.

El precio, de 5 millones de dólares y que subió hasta los 6,01 millones al añadirle costos y comisiones, superó ampliamente la estimación inicial de la casa Julien’s, que había fijado el punto de partida de la subasta en un millón de dólares.

Hasta ahora, la guitarra más cara de la historia era una Fender Stratocaster, bautizada ‘Black Strat’, usada por el guitarrista del grupo británico Pink Floyd, David Gilmour.

Había sido vendida por el músico por 3,975 millones de dólares, en una venta organizada en junio de 2019 por Christie’s, a beneficio de obras caritativas.

La guitarra semiacústica de Kurt Cobain vendida el sábado es un modelo raro, el D-18E fabricado por la estadounidense Martin y del que hay solo 302 ejemplares.

Respondía a las reglas de la emisión ‘Unplugged’ de la cadena estadounidense MTV, que quería que los artistas invitados solo usaran instrumentos acústicos o semiacústicos.

El concierto ‘Unplugged’, grabado en Nueva York el 18 de noviembre de 1993, corresponde al apogeo de Nirvana, grupo de rock clave de los años 1990.

La presentación se dio menos de 6 meses antes del suicidio, el 5 de abril de 1994, de un Kurt Cobain depresivo y dependiente de la heroína.

La guitarra fue vendida con su estuche, personalizado por Kurt Cobain, así como con 3 tiquetes de consigna de equipaje.