Daniela aseguró que la confusión se dio en gran parte porque ella se sicosea “superfácil” y, para el momento en que se sintió enferma, el tema del coronavirus “ya estaba supertenso”.

La mujer no suele llevar las cuentas relacionadas con la regla, de qué días ovula y demás, por lo que, debido a cómo empezó a sentirse, lo primero que creyó era que tenía COVID-19.

“Me levanté supermaluca, superindispuesta, muy cansada. Entonces, empecé a pensar: ‘Mierda, tengo coronavirus. Fijo tengo coronavirus’”, contó, y sobre el cansancio dijo que lo había sentido no solo ese día, sino en fechas pasadas.

Pasaron unas horas y su esposo, que la había notado extraña — “vivía mamada, cansada, alzaba la mano y quedaba frita”, rememoró él— , le preguntó qué le pasaba. Daniela le dio sus hipótesis y él, que es opuesto a ella, es “fresco”, le contestó que no pensaba que tuviera el virus —“Hasta que no te hagan un examen estás bien”, le dijo. 

Lo más fácil en ese momento no era hacerse el examen del COVID-19, sino pedir unas pruebas de embarazo para descartar esa opción. Estas llegaron muy tarde y como la esposa del jurado de ‘Masterchef’ se sentía tan mal y con “malparidez cósmica” no se las quiso hacer sino hasta el día siguiente.

“Dormí como un bebé y al otro día me levanté temprano a hacer pipí y dije: ‘No duele, hagámonos la prueba. Estoy segura que no estoy embarazada’; porque la verdad no nos esperábamos que fuera tan rápido; a finales de diciembre, principios de enero fue que decidimos empezar a buscar bebé”, recordó Daniela, pero al ver la primera prueba confirmando que esperaba un hijo, y luego la segunda, no se lo creía.

“Les confieso que ahí sentí entre terror, pánico, ansiedad, emoción, amor, éxtasis; tuve todas las emociones en un microsegundo y dije: ‘Juepucha, y ahora en pandemia’”, narró, y continuó explicando que, en ese momento, se fue a despertar a Nicolás para contarle que estaban “embarazadísimos”.

Y aunque al inicio ambos estuvieron en “shock” después agradecieron a Dios por darles la oportunidad de volver a ser padres, pues en su proyecto de vida siempre estuvo tener dos hijos y ya los acompaña Siena (de quien hace poco exhibieron su cuarto) y les faltaba otro.

Todo esto lo vivió la pareja a mediados de marzo, pero lo contó hasta este mes, días después de confirmar el embarazo, como se puede ver en el siguiente video que Daniela subió a su cuenta pública de Instagram y en el cual hay algunas partes graciosas por las caras y comentarios que le hace Nicolás a su esposa, por la sicosis por la que creyó que tenía COVID-19.