Según información de ‘La Red‘, el artista se encontraba grabando una serie web en la que debía manipular armas de fogueo, que al ser detonadas solamente producen ruido y no expulsan ninguna bala, y al querer accionarla no sirvió.

Ante la falla de la pistola, Mauricio Bastidas intentó repararla y en el acto se le disparó sobre la mano; esto produjo una grave herida sobre la zona, por la que tuvo que ser atendido por especialistas.

Debido al incidente, la producción se vio obligada a detener sus grabaciones hasta que el actor se recupere, pueda volver a manipular sin molestias un arma de fogueo y cumpla con los días de incapacidad.

Ante la noticia, los conductores del informativo de entretenimiento recordaron que el artista apenas se estaba recuperando de la lesión en su rostro, por lo que le aconsejaron que se hiciera un “baño de ruda”, para eliminar las malas energías.