En este momento, los departamentos más afectados son Cauca, Nariño y Putumayo a donde no ha podido llegar el combustible. El Ministerio señaló que “respeta el derecho a la manifestación pacífica de las comunidades indígenas”, pero también “hace un llamado a respetar, de igual forma, el derecho de miles de colombianos a la libre movilidad y al comercio”.

Hasta el momento, se está enviando por la vía Tumaco-Pasto como una de las alternativas, y “se han buscado activamente buques de mayor tamaño que permitan aumentar la capacidad en Tumaco, y se está realizando monitoreo y acompañamiento permanente al flujo vehicular entre Yumbo y Popayán”, explicó la Ministra de Minas y Energía, María Fernanda Suárez.

Además, la cartera autorizó a Ecopetrol para movilizar los combustibles líquidos a la planta de almacenamiento ubicada en Tumaco, Nariño, “con el fin de que todos los distribuidores mayoristas que prestan el servicio en municipios del Cauca y los departamentos fronterizos de Nariño y Putumayo, tengan un punto de abastecimiento alternativo y temporal para dicha distribución”.

Según el Ministerio, con esta medida no se verá afectado el precio para los consumidores en la región y estará vigente hasta que se cuente con las condiciones necesarias para garantizar el normal suministro de combustibles.

Por otro lado, el Gobierno pidió apoyo a Ecuador para y a la empresa Petroecuador para abastecer el suroccidente colombiano como una medida especial. Con esto, se busca “obtener el suministro de al menos 150.000 galones diarios de diésel, de 235.000 galones diarios de gasolina motor corriente y de 140.000 galones diarios de GLP, durante los próximos 10 días calendario”.

El Ministerio de Minas también pidió la colaboración para que productores, transportadores, mayoristas y minoristas trabajen en conjunto con las autoridades y presten el mejor servicio posible a los habitantes de las zonas afectadas por los bloqueos.