El futbolista que protagonizó la insólita historia fue Jay Hart, de 24 años. El jugador sostuvo relaciones sexuales con una mujer rubia que no era su novia, fue grabado por alguien que notó su actuar y las imágenes se viralizaron a tal punto que le dieron la vuelta al mundo.

Al darse cuenta de lo sucedido, el Clitheroe fue drástico con su jugador y lo despidió inmediatamente por irrespetar el club teniendo sexo en el banco de suplentes de la cancha en la que oficia como local el equipo y hacerlo usando el uniforme del mismo, detalló Live Leak.

Hart se defendió ante las críticas de la opinión pública asegurando que estaba borracho y que no tiene idea de quién era la mujer con la que fue grabado. El futbolista tiene pareja y dos hijos.

Si desea ver el video, lo puede hacer aquí.