La victoria tuvo una importancia enorme para los paisas porque les devolvió la ilusión de clasificarse a la gran final del torneo, días después de afrontar una de las peores semanas de sus últimos años.

Nacional se impuso con un golazo de Daniel Bocanegra y pudo aumentar su ventaja en el marcador con un penalti que desperdició de una forma insólita el delantero Hernán Barcos. El ‘pirata’ picó al balón de forma sobrada, el arquero Camilo Vargas no cayó en el engaño y atrapó el esférico.

De esta manera, Nacional y Cali terminaron la cuarta fecha de los cuadrangulares con 4 puntos, en la tercera y cuarta posición del cuadrangular B. Por su parte, Tolima y Junior, que empataron a un gol en el otro partido que se jugó este domingo, lideran el grupo con 6 unidades.

A las últimas dos fechas de la fase semifinal de la Liga Águila los cuatro equipos llegan con posibilidades de avanzar a la final. Lo llamativo en el desarrollo de este cuadrangular es que ninguno ha ganado en su estadio.

La quinta fecha se llevará a cabo el próximo fin de semana con los siguientes partidos: Tolima vs. Nacional y Junior vs. Cali. Entre semana, Tolima, Nacional y Cali jugarán por la Copa Sudamericana.