Según el medio, el laboratorio está ubicado en Dakota del Sur y empezarán con las pruebas en julio; para este, usaran a vacas que diseñaron genéticamente para que tuvieran un sistema inmune similar al de las personas.

Por lo anterior, “los animales producen anticuerpos humanos” capaces de combatir el virus, pues tienen la capacidad de transformarse en un fármaco capaz de eliminarlo, detalló al informativo Eddie Sullivan, director de SAB Biotherapeutics.

Como acotó el medio, la empresa pretende con esto salvar a los pacientes  más vulnerables al COVID-19, aunque no aclaró en qué tipo de personas se realizarán las pruebas, el tiempo de ejecución y cuántos ensayos llevarán a cabo.

Para fabricar la posible cura, el laboratorio “tomó células de la piel de la vaca y eliminó los genes responsables de la creación de anticuerpos” del animal, los reemplazó por un “cromosoma humano artificial, que produce anticuerpos humanos”, añadió el portal.

El resultado obtenido lo habrían unido con un óvulo del mamífero, que se convirtió en embrión, lo implantaron en el útero del animal; de esta forma consiguieron crear “vacas géneticamente idénticas”.

Con el resultado anterior, la res ya estaría preparada para que se le inyectara el virus y de esta forma sus sistema inmune creara anticuerpos humanos que acabaran de forma natural con el coronavirus. Luego, podrán extraer el plasma e inyectarlo a pacientes infectados, añadió el informativo.

Lo anterior es otro de los esfuerzos que están haciendo los científicos para encontrar la cura que acabe con la pandemia, según la OMS, uno de los avances más grandes que se han tenido al respecto fue el hallazgo de la Universidad de Oxford.