Antes era más sencillo realizar espionaje a través de WhatsApp porque no existía el cifrado de extremo a extremo. Cualquier individuo que tuviera conexión a una red Wi-Fi y supiera analizar su tráfico para obtener la información de los chats de otra persona podía hacerlo, afirmó Andro4all.

Actualmente, ese proceso tan ‘sencillo’ ya no se puede ejecutar, pero quienes quieren espiar siempre buscan nuevos caminos para lograr su cometido.

Por tanto, el medio nombrado presenta algunas opciones que son utilizadas para espiar con el fin de que los usuarios las conozcan de antemano y puedan tomar medidas de seguridad.

WhatsApp Web

La primera forma de ser espiado es a través de WhatsApp Web. Aunque al celular llega una notificación cuando la sesión está abierta en un computador, el aviso solo aparece la primera vez que se inicia sesión y puede tardar en llegar, apuntó Andro4all.

En ese caso, lo mejor es revisar el apartado de la aplicación móvil referente a las sesiones abiertas en WhatsApp Web para ver si hay alguna sesión habilitada en un ordenador y poder cerrarla inmediatamente, agregó el portal mencionado.

Copias de seguridad

Otra forma de ser espiado es por medio de las copias de seguridad del servicio de mensajería, pues existen softwares especializados que pueden desencriptar las copias y acceder a las conversaciones guardadas en ellas, informó Andro4all.

Para evitarlo, el portal recomienda hacer caso omiso de mensajes de texto extraños que pidan códigos de verificación, ya que puede tratarse de una persona que está intentando ingresar a la cuenta de un usuario desde otro dispositivo.

Software espía

Hay algunas aplicaciones que, al descargarlas, ponen a funcionar otras en segundo plano. Mientras que la primera sí cumple su función, la segunda se encarga de registrar todo el contenido del celular, desde fotos hasta llamadas, de acuerdo con AdsIZone.

Estos softwares suelen ralentizar el dispositivo y sobrecalentarlo porque hacen que el procesador ejecute un trabajo pesado. Por ende, AdsIZone aconseja formatear el celular si el usuario percibe alguno de estos comportamientos en su equipo.

Por último, AdsIZone recuerda que espiar WhatsApp es ilegal y puede resultar en una pena de entre 1 y 4 años de prisión, tal y como está contemplado en el artículo 197 del Código Penal.