En la sesión mixta de este jueves, el proyecto superó su último debate para que la vacuna contra el coronavirus en Colombia fuera declarada de interés general, lo que significa “que el Estado queda obligado” a suministrar la dosis a todos los ciudadanos sin que ellos tengan que pagar, informó Noticias Caracol.

El proyecto superó los 4 debates en el Congreso y ahora solo falta la conciliación del texto entre la Cámara de Representantes y el Senado. Todo bajo un mensaje de urgencia para que se convierta en la Ley 333 de 2020 lo más pronto posible.

(Vea también: Claudia López halló problema en ley de vacunación COVID-19 y planteó su solución ¿inviable?)

El senador ponente de la iniciativa, Fernando Araújo, explicó en el debate que “se priorizará la aplicación de la vacuna en aquellos segmentos poblacionales que tienen algunas condiciones de más alto riesgo y será el Ministerio de Salud quien definirá esos criterios para priorizar la colocación de la vacuna a medida que vaya llegando”.

El Congresista del Centro Democrático detalló que no todas las vacunas van a llegar al mismo tiempo y por eso son necesarios dichos criterios de priorización, “pero gracias a este proyecto de ley que acaba de aprobar el Senado de la República, Colombia el próximo año podrá tener  la vacuna y será con toda la transparencia, el rigor y los controles”.

Araujo dijo que esto abre las puertas no solo para el mecanismo Covax sino para “las negociaciones del Ministerio con los fabricantes” que buscan la inmunización contra el coronavirus, y celebró la decisión en Twitter:

Por su lado, Ricardo Ferro, el autor del proyecto, le dijo a Blu Radio que la ponencia le permite al Gobierno disponer de recursos públicos para acceder a la vacuna y negociar si alguna empresa privada puede aportar en su financiación. En las últimas semanas, el Ministerio de Salud aseguró que Colombia ya tenía garantizadas 20 millones de dosis.

¿Qué se aprobó en el proyecto para la vacuna gratuita contra el coronavirus?

En el debate se discutieron algunos artículos polémicos del proyecto como la posibilidad de que los estratos 5 y 6 sí pagaran por la vacuna, pero los senadores lo tumbaron y los ciudadanos accederán a ella sin importar su estrato social.

Por otro lado, también se quería eliminar el artículo quinto en el que eximía a las farmacéuticas de cualquier responsabilidad por los efectos secundarios que la vacuna pudiera causar en la salud de los ciudadanos.

Sin embargo, el ministro de Salud, Fernando Ruiz, afirmó en el Congreso, citado por el noticiero, que esa era una condición de todas las farmacéuticas que están desarrollando las vacunas y que si no se aceptaba, no se podría acceder a ella.

El funcionario argumentó que esta exigencia se da porque en condiciones normales una vacuna se demora entre 8 y 10 años para sacarse al mercado o aplicarse, pero por la pandemia se está hablando de entre 8 y 10 meses y eso podría representar un riesgo. Por lo tanto, esta condición fue aceptada.

La emisora también detalló que también se aprobaron dos artículos para que la Contraloría General reciba un informe periódico sobre los recursos que se han invertido en la compra y la información que se irá adquiriendo del proceso de vacunación contra la COVID-19.

Entre tanto, W Radio detalló que el proyecto también establece “firmar convenios con comunidades científicas y, laboratorios especializados, públicos o privados, centros o institutos de investigación y universidades, ubicados dentro o fuera del país, con el fin de asegurar el acceso referente a tratamientos preventivos y curativos con el propósito de contrarrestar contingencias de epidemia o pandemia“.

Cuándo sale la vacuna del COVID en Colombia

De acuerdo con lo expresado durante las últimas semanas por el ministro Ruíz y demás integrantes del Gobierno, el primer lote de vacunas contra el coronavirus podría aterrizar al país en el segundo semestre del próximo año.