La información que entregó el ministro de Salud, Fernando Ruiz Gómez, es que son pruebas rápidas que permiten detectar la presencia de anticuerpos en el paciente para así trazar una ruta de atención. Estas pruebas serían implementadas a partir del próximo primero de abril en todo el territorio nacional.

“A partir del primero de abril, Colombia contará con por lo menos 350 mil pruebas semanales”, aseguró Ruiz, y dijo que se está a la espera de que el Invima entregue el visto bueno a estas pruebas, en los siguientes dos días.

El funcionario, por medio de un comunicado, recordó que estos exámenes no son para diagnóstico sino para la temprana detección, y que la mayor ventaja es que son capaces de indicar una posible infección reciente o en curso, aunque “son mucho más precisas descartando casos negativos”.

Es decir, “permiten la optimización de recursos ayudando a los profesionales de salud en la toma de decisiones en cuanto a aislamiento, realización de prueba diagnóstica confirmatoria y tratamiento”, explicó Ruiz.

Si la prueba rápida arroja un resultado positivo, el funcionario dijo que inmediatamente se debe practicar el examen confirmatorio. En caso de que este también salga positivo, se procederá a dar manejo el caso de acuerdo a los protocolos establecidos.

Si, por el contrario, la prueba rápida es negativa, la persona deberá ponerse en “aislamiento obligatorio por mínimo 15 días bajo vigilancia médica”, advirtió el Minsalud.

Estas especificaciones del Minsalud quedaron estipuladas en una circular (019 de 2020) que fue  enviada a la Adres, a las EPS, IPS y profesionales de la salud.