De acuerdo con el primer reporte que entregó Noticias Caracol el estallido tomó por sorpresa a los habitantes de la zona, que apenas lograron salir de sus viviendas antes de que el fuego las consumiera.

Una estación de gasolina flotante explotó, y tenemos información de que hay varios heridos y aproximadamente 10 casas quemadas”, confirmó en el noticiero el coordinador regional de Gestión del Riesgo, Gustavo Ortega.

El funcionario dijo que debido a la magnitud de la emergencia fue necesario pedir “apoyo a la Fuerza Aérea para trasladar a los heridos”, y que otros organismos de socorro están atentos para colaborar.

En diálogo con El Tiempo, el personero de Solano en Caquetá, Luis Miguel Beleño, dijo que luego de la explosión las llamas se propagaron “sin control”, y que el administrador de la gasolinera se encontraba en grave estado de salud.

“Son incalculables los daños materiales: Al menos se han consumido unas 50 viviendas donde funcionaban restaurantes, veterinarias, locales comerciales. Las personas han tratado de rescatar sus bienes en medio de las llamas”, explicó Beleño al diario capitalino.

El funcionario se mostró preocupado al decir que al lugar no había llegado ayuda oportuna de bomberos, ya que la zona es de complicado acceso.

Estas imágenes difundidas en redes sociales muestran la magnitud del incendio y cómo las personas corren para ponerse a salvo.