“Vamos a concretar con las funerarias la traída de muchos ataúdes. Vamos a concretar la compra de un lote para usarlo como fosa común para muertos de COVID-19. Nosotros no queríamos, pero nuestro pueblo no ha tomado conciencia”, exclamó Luis Tete, citado por Noticias Caracol.

El comentario no cayó muy bien entre los habitantes del municipio que le pidieron al mandatario que en lugar de amenazar debería educar a la población, dijeron en el noticiero.

Además, Tete en su declaración añadió: “La gente cree que esto es un mito, que esto no nos va a llegar porque comen guineo con pescado. Los ancianos que andan en la calle y no usan tapabocas, nos dicen que estamos locos”.

Incluso, el alcalde se mostró enfurecido porque los habitantes de Ciénaga no respetan a las autoridades y hasta las insultan cuando les hacen un llamado de atención, indicó Semana.

Mientras tanto, algunos pobladores manifestaron que las declaraciones del mandatario eran directas porque la población no estaba obedeciendo a la medida nacional, y debían entender que se trata de una situación de riesgo.

De acuerdo con el último reporte del Instituto Nacional de Salud este municipio, hasta este martes 05 de mayo, registraba 51 personas contagiadas; Ciénaga es el segundo pueblo con más casos confirmados en Magdalena.