Luego de las imágenes que varios ciudadanos grabaron el pasado martes, varias personas reclamaron violaciones a los derechos humanos, aunque la Policía aseguró que el operativo no era ilegal.

Sin embargo, la misma CIDH no lo consideró así y dijo que había sido “informada sobre la presunta detención irregular de una estudiante en las inmediaciones de la Universidad Nacional en Bogotá por miembros del ESMAD y la Policía local”.

Por eso, le envió un mensaje al Estado:

“La CIDH le recuerda a Colombia que el uso de las fuerzas de seguridad debe centrarse estrictamente a la contención de actos de violencia, así como para garantizar el derecho a la protesta, sin ningún tipo de represión o detención arbitraria de manifestantes pacíficos”.

El organismo también instó al Gobierno a asegurar que los procedimientos de detención se encuentren apegados a las formalidades que establece la ley y a los estándares en materia de derechos humanos.

Cabe recordar que el mismo comandante de la Policía de Bogotá reconoció que hubo errores en el procedimiento en el que manifestantes fueron detenidos por agentes del Esmad en vehículos particulares que no estaban identificados como vehículos oficiales, y que ya se encuentra en curso una investigación.