La mayoría de ellos son bebés y muchos son hijos de venezolanos.

“Un niño de brazos por ahí lo alquilan a 20.000 el día si es más grandecito pues en 10.000 o 15.000 pesos el día. Niños de 5 o 4 años no sirven”, relató un testigo de la situación en Bucaramanga, citado por el programa Los Informantes, del Canal Caracol.

Pero eso no es lo peor. A los niños los están drogando para que no sientan temor de estar con un desconocido que los utiliza sacarles beneficio económico y generar lástima. Entre más pequeño sea el niño, más caro lo pagan para pedir limosna.

Los drogan con drogas psiquiátricas que les echan en los teteros, alerta ese mismo programa.

La mujer que se hace llamar Angélica (para proteger su identidad) habló con ese medio hizo la denuncia luego de estar metida en ese negocio, del que salió hace algún tiempo. Según ella, con este cruel negocio una persona puede hacer hasta 80.000 pesos diarios.

Sobre los papás que alquilan a los niños, la mujer dice que tienen familias de entre 3 y 4 hijos. Lo que hacen es que los prestan a cambio de dinero y se quedan en casa solo con uno de ellos.

Además, cuenta la mujer, quien alquila al niño tiene que darle la comida. Y cuenta que a veces los maltratan, les pegan porque no son sus hijos y lo hacen para que los niños se queden quietos y permitan seguir con el cruel negocio.

Esta es la denuncia completa de Los Informantes: